Triatlon

Challenge Roth By Marcelo Troncoso

El 28 de junio ganaba la fecha del campeonato nacional de Duatlón en Chile, al dis siguiente recibo un llamado de Alemania, era una invitación del Team Erdinger Alkoholfrei a correr el Challenge Roth, al principio claro, salte de felicidad pero luego decía, ¡en qué me he metido! Jamás he nadado tanto, ni siquiera entrenando, 180km de bici si los hice un par de veces pero parando y en grupeta, y sobre la maratón nunca hago mas de 60km semanales de carrera s pies entonces nunca había hecho el maratón, pero si muchas medias maratones.

Cómo estaría en Europa no dude en inscribirme en un Ironman 70.3 dos semanas antes del Challenge Roth, así aparte de intentar clasificar mundial, me serviría como test para ver en que forma física estaba.

Finalmente me fue bien y me dio mucha confianza, Gané mi grupo de edad y con muy buenos parciales y corriendo muy muy cómodo bajo 4’ el Kilómetro. Dos semanas mas tarde el gran desafío empezaba, una natación muy tranquila, la verdad tenía bastante respeto al segmento de natación, ¡salí ileso! No muy cansado y con todas las ganas de hacer una bicicleta a buen ritmo y bajarme con piernas a correr mi primer maratón, eso era lo ideal, pero al km1 de ciclismo en una bajada se cruza una mujer y al esquivarla los frenos no respondieron por la humedad que tomaron durante la noche, me caí a 50 km/h y rompí la rueda delantera en tres partes, me esguince un dedo y múltiples contusiones sobretodo en la espalda, mientras me ponían el dedo en el lugar correcto, esperaba las motos que andaban dando vueltas con ruedas de repuesto, finalmente a los 20’ llegó, me subí a la bici he intentaré olvidar todo y empezar desde cero, mantener la calma y no caer en desesperación por recuperar tiempo. El dolor en un hombro me molestaba al ir acoplado así que iba alternando posición, comer cada 25 y máximo 30’ me hizo bajarme bien a la maratón aunque claramente físicamente ya venia golpeado. En la maratón quise rematar la carrera a partir del km28 pero era a partir del 30 dónde se puso el circuito, subidas en adoquines me hacían acordarme del miedo que me metían mis amigos con el famoso muro, tio del mazo, etc etc. En vez de rematar la carrera no daba ni si quiera para mantener el ritmo, pero jamás sentí la necesidad de caminar. Finalmente termine en 9horas 56 minutos y monedas.

Leave a reply